Saltar al contenido
Poniendo a prueba un reloj Casio

A prueba un reloj Casio

La marca Casio tiene una máxima a la hora de fabricar sus relojes. Esa máxima es la resistencia. Queremos que tu reloj aguante todo lo posible, esté junto a ti muchos años para que puedas disfrutar de la mayor calidad en relojería a un precio imbatible. Para Casio lo más importante es que veas adquirir uno de sus relojes como una inversión de vida.

Materiales a prueba

Algo fundamental a la hora de fabricar un reloj resistente son los materiales, como te imaginarás. Los materiales que te encontrarás en un reloj Casio con más frecuencia son:

  • Acero inoxidable. Este material es una aleación de acero con otros metales, usualmente el cromo. Como su propio nombre indica este metal no se oxida o corroe, esto es debido a la cantidad de cromo que está presente en él. El cromo reacciona con el oxigeno presente en el ambiente creando una capa protectora para el reloj. De esta manera, el material es especialmente resistente a la suciedad y la oxidación. Además posee un característico tono plateado brillante, que lo hace ideal para generar distintos diseños estilosos. Algo importante que debes saber es que los relojes Casio están fabricados en este material, lo que quiere decir que no se añade un revestimiento especial inoxidable, lo que lo haría un reloj de peor calidad ya que al eliminarse el revestimiento quedaría a merced de factores externos que estropean el reloj con el tiempo.
  • Cuarzo. Añadir este material a los relojes hizo de Casio una marca puntera y revolucionó la relojería. El cuarzo es un mineral, de hecho el segundo más común en la corteza terrestre solo por detrás del feldespato. Está compuesto de sílice y destaca por su dureza y resistencia al agua, polvo y aire, sin apenas desgastarse.
  • Cristal mineral. También proviene de sílice que se enfría y gracias a determinados tratamientos químicos se obtiene un cristal de él. Se denomina mineral ya que proviene de uno. Este tipo de cristal es capaz de aguantar golpes realmente fuertes, sobre todo si se refuerza en aquellos lugares donde se engarza con partes del reloj. Este tipo de cristal tiene la ventaja de poder adquirir más propiedades si durante su enfriamiento se le añaden otros compuestos. De este modo puede variarse la refracción de la luz, añadirle color o hacerlo aún más resistente.
  • Cristal de zafiro. Se trata de un cristal sintético que cuenta con los misma composición que el zafiro. Este mineral es el segundo con mayor dureza de la naturaleza, solo por detrás del diamante. Ya puedes imaginar que aplicación tiene esto es nuestros estimados relojes. Sí, eso es, nos sirve para evitar las fastidiosas ralladuras en la esfera. Para un mejor acabado se le añaden varias capas para poder protegerlo de las caídas y un tratamiento antireflectante para que no te moleste la luz. Aunque en un primer momento su elevado coste hacía que únicamente estuviera presente en relojes de alta gama, el abaratamiento en su fabricación hace que ahora esté también presente en relojes de gama media.
  • Resina. Para la fabricación de carcasas y correas se utiliza un compuesto de resina sintética. Proveniente del petróleo puede entenderse como un tipo de plástico. Este tipo de compuesto es altamente resistente a la humedad, a los impactos y a productos químicos. Añadiendo ciertos tratamientos en su fabricación puede incrementarse su resistencia mecánica. Es un material maleable y flexible, con infinitas posibilidades de ajuste y diseño, como posibilidad de elaborar múltiples formas o de presentarlo en variados colores a través de su teñido.

¿Qué condiciones aguanta un reloj Casio?

1. Resistencia al agua

Fue la primera condición en trabajarse a fondo. Hubo un momento en el que la resistencia a inmersiones era factor fundamental a la hora de categorizar un reloj de modo que a más resistencia al agua, mejor calidad y mejor era el reloj. Bien, si de esto en realidad no hace tantos años, podemos presumir de que la mayoría de relojes Casio son sumergibles a 10 bares o 100 metros de profundidad y no sufren ningún daño. Esto quiere decir que puedes llevar tu reloj cómodamente aunque caiga una terrible tormenta, puedes ducharte con él puesto, puedes nadar y bucear en piscinas e incluso puedes llevártelo a la playa para hacer snorkel. Para otras actividades como buceo a mayores profundidades o actividades acuáticas como montar en moto de agua te recomendamos que te hagas con un reloj que aguante profundidades de más de 200 metros. ¿Y dónde puedo encontrar esos relojes? ¡Pues en Casio, como no! Mira este video de nuestra marca G-SHOCK donde se somete a un reloj a 20 bares y sigue funcionando perfectamente, es realmente increíble.

2. Presión.

Los relojes Casio permanecen sin apenas inmutarse aunque se le aplique una cantidad considerable de peso encima. Mira este vídeo donde a un G-SHOCK le pasa por encima un vehículo de 5 toneladas y lo aguanta perfectamente, no se destruye en mil pedazos que sería lo esperable. No por nada estos relojes tienen fama de ser indestructibles.

3. Resistencia a condiciones meteorológicas adversas

El reloj Casio resiste todo tipo de eventos meteorológicos. Tanto fuertes tormentas de agua y viento, como de arena, la presencia de una importante cantidad de polvo, una cantidad grande de vibraciones que no deterioran su mecanismo interno e incluso el frío o el calor más extremo.

Ninguna de estas condiciones altera ni la apariencia ni el interior de un reloj Casio. Tanto el armazón externo compuesto de carcasa y corra como los componentes mecánicos y electrónicos interiores están protegidos mediante un sistema de ensamblaje eficaz que proporciona al reloj un sistema de blindado impenetrable.

Te dejamos con este vídeo donde se somete a un reloj G-SHOCK a todo tipo de pruebas para que puedas comprobar lo duro que es.